Natarajasana la postura del bailarin en yoga

natarajasana la postura del bailarin en yoga

Introducción a Natarajasana

Índice
  1. Introducción a Natarajasana
  2. Beneficios de Natarajasana
    1. Preparación para Natarajasana
  3. ¿Cómo realizar Natarajasana?
    1. Variaciones de Natarajasana
  4. Consejos y Precauciones
    1. Conclusión

Natarajasana, conocida como la postura del bailarín, es una asana desafiante y hermosa que simboliza el equilibrio y la concentración. Esta postura lleva el nombre de Nataraja, una representación de Shiva como el Rey de los Danzantes, y encapsula el enfoque que la práctica del yoga ofrece al cuerpo y la mente.

Beneficios de Natarajasana

Practicar Natarajasana no solo es una prueba de equilibrio sino que también ofrece múltiples beneficios físicos y mentales:

  • Fortalece los tobillos, las piernas y el pecho.
  • Estira los hombros, el pecho, los muslos y el abdomen.
  • Mejora el equilibrio y la concentración.
  • Aumenta la resistencia y la flexibilidad.
  • Potencia la capacidad pulmonar al abrir el pecho.

Preparación para Natarajasana

Antes de intentar Natarajasana, es recomendable calentar adecuadamente, especialmente las piernas y la espalda. Algunas posturas preparatorias incluyen:

  • Virabhadrasana (Postura del Guerrero)
  • Uttanasana (Flexión hacia adelante)
  • Bhujangasana (Postura de la Cobra)

¿Cómo realizar Natarajasana?

  1. Comienza de pie en Tadasana (Postura de la Montaña).
  2. Transfiera su peso a su pie derecho y, manteniendo el equilibrio, doble la rodilla izquierda llevando el talón hacia los glúteos.
  3. Aguante su pie izquierdo por el tobillo o el empeine con la mano izquierda.
  4. Al inhalar, extienda su pierna izquierda hacia atrás y hacia arriba, elevando su mano derecha hacia el cielo para mantener el equilibrio.
  5. Si es posible, incline el cuerpo ligeramente hacia adelante, manteniendo la columna vertebral alargada.
  6. Mantenga la mirada fija en un punto al frente para no perder el equilibrio.
  7. Sostenga la postura durante 15 a 30 segundos, respirando profundamente.
  8. Repita con el otro lado.

Variaciones de Natarajasana

Existen varias variantes de Natarajasana que pueden adaptarse según la flexibilidad y la habilidad del practicante, como:

  • Utilizar una correa si no se llega al pie con facilidad.
  • Realizar la postura con el apoyo de una pared.
  • La variante avanzada, que implica sostener el pie con ambas manos.

Consejos y Precauciones

Al igual que con cualquier postura de yoga, es importante escuchar al cuerpo y no forzar la posición. Tenga en cuenta los siguientes consejos y precauciones:

  • Evite la postura si tiene lesiones recientes o crónicas en los tobillos, rodillas o espalda.
  • No se desanime si al principio no puede mantener el equilibrio; la práctica constante lleva al progreso.
  • Consulte a un instructor de yoga experimentado para obtener orientación y correcciones de la postura.

[aib_post_related url='/programsmasterclass-ashtanga-yoga-primera-serie-completa/' title='Programsmasterclass ashtanga yoga primera serie completa' relatedtext='Quizás también te interese:']

Conclusión

La práctica de Natarajasana es una manifestación del equilibrio entre la fuerza y la gracia, tanto física como espiritualmente. Incorporando esta postura en su práctica de yoga habitual, no solo trabajará en su habilidad para equilibrar sino también en su capacidad de concentración y serenidad ante los desafíos de la vida diaria.

5/5 - (4 votos)

Artículos Relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir